La simetría es importante si vives en el mar

La simetría consigue que las cosas nos parezcan hermosas. Seguro que habréis oído comentar la belleza de un actor o actriz porque su rostro es “simétrico”. Eso significa que, si divides su cara en dos a lo largo de una línea imaginaria, estas partes resultan exactamente iguales. Un rostro simétrico además de resultarnos más atractivo, lo asociamos con salud y buena herencia genética. Pero la simetría en el mar no es solo cuestión de estética, sino que tiene gran importancia para la supervivencia. Y ese es el motivo de esta entrada. Allá vamos…

Imaginaos un pez nadando en el mar, ¿Qué tipo de simetría creéis que presenta? Pues tiene la que se denomina simetría bilateral, es decir que una mitad es reflejo idéntico de la otra media, como ocurre con los humanos y la mayoría de los animales. En un pez podemos distinguir perfectamente la parte delantera de la trasera, el lado izquierdo del derecho y por supuesto, la zona de arriba y la de abajo. Esta equilibrada distribución le permite una mayor movilidad y también le facilita poder desplazarse en un sentido concreto. Al moverse con facilidad el pez consigue el alimento que necesita y también evita convertirse en presa para otros animales. Algo muy importante en un mundo en el que lo más importante es comer y evitar ser comido ¿no creéis?

La simetría bilateral ha permitido el desarrollo de un sistema nervioso central que controla y regula el crecimiento del animal. ¿Y cómo lo hace? En pocas palabras, la clave está en la comunicación entre los distintos órganos y el cerebro del animal que consigue “ajustar” el crecimiento del cuerpo con el de cada órgano.

Si ahora echamos un vistazo a las esponjas marinas, vemos que la mayoría no tienen una simetría definida. Se dice que presentan asimetría. Estos animales son filtradores de vida sésil (no se desplazan) y sus células no se organizan en tejidos. Entonces, ¿La asimetría es beneficiosa para las esponjas? Pues en principio sí, ya que esto le favorece la adaptación a los diferentes medios marinos. Además, al carecer de sistema nervioso y digestivo central tiene la capacidad de regenerarse, es decir que si se separan sus células éstas pueden reagruparse y reconstruir el individuo.

Pero no todas las esponjas son irregulares. Algunas presentan simetría radial, estableciendo la simetría alrededor de un eje central. Un ejemplo son las llamadas esponjas de cristal, que tienen forma tubular y paredes que parece un encaje. Mirad en esta imagen lo bonitas que son.

Otros animales con simetría radial son las medusas que también carecen de un sistema nervioso central y que reparten por todo el cuerpo estructuras sensoriales. A diferencia de las esponjas, si que se mueven en el mar aunque no de manera voluntaria. Sus desplazamientos los provocan los movimientos del agua de mar.

Unos animales marinos muy especiales son los erizos y estrellas de mar, que organizan su estructura siguiendo una simetría pentaradial que divide su cuerpo en 5 partes (“gajos”) exactamente iguales. El movimiento de estos animales es más lento que el de los animales con simetría bilateral. Y es que tanto los erizos como las estrellas de mar viven muy relacionados con el fondo y les es suficiente con moverse en el mismo plano o simplemente girar en una u otra dirección.

…Aunque atención, los erizos durante su etapa como larvas nadadoras y planctónicas tienen simetría bilateral. Y tenéis la prueba en la imagen inferior, un par de larvas pluteus.

Y no, no todos los erizos tienen simetría pentaradial. La excepción son los llamados erizos irregulares que mantienen la simetría bilateral en su etapa adulta. ¿El motivo? Se cree que en la evolución de los irregulares y al tratarse de animales móviles, adquirieron la simetría bilateral que les beneficiaba. Aquí os dejo la muestra…

Y no lo olvidéis, en el mar la simetría no es solo estética.

¡Hasta la próxima entrada marina!

Quiero agradecer la generosidad de mis compañeros del IEO, Antonio Gómez y José Luis Villaverde por las piezas de erizos y estrellas que me han conseguido en diferentes campañas oceanográficas. También a Juan Bellas por cederme la imagen de las larvas pluteus para esta entrada.

Compártelo ...Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

4 comentarios

  1. Parabens María. Una información muy interesante que desconocía y que realza más aún la belleza de sus simetrías.
    Un texto muy agradable de leer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *