He vuelto a “Somos Científicos y Científicas, sácanos de aquí”

En este periodo de confinamiento los organizadores de “Somos Científicos y Científicas, sácanos de aquí” me han dado una alegría al invitarme a participar de nuevo en esta iniciativa. Junto otros nueve científicos ya estamos en ello. ¿La zona en la que participo? Mares para Siempre (¡me encanta el nombre!). Los diez científicos nos dedicamos a la investigación marina, aunque cada uno con su propio enfoque. 

¿En qué consiste “Somos Científicos y Científicas, sácanos de aquí”? Se trata de una actividad de divulgación científica en la que estudiantes de ESO y Bachiller interactúan en directo a través de chats de texto con nosotros, los científicos. Cada mañana y durante dos semanas tenemos chats, previamente reservados, de treinta minutos de duración con alumnos de colegios e institutos. Como os podéis imaginar en estos chats las dudas que nos plantean son de lo más variado. Las preguntas se suceden sin pausa, así que tienes que ser muy rápida en pensar respuestas cortas y claras… y teclearlas rápido, claro. También pueden hacer preguntas en nuestros perfiles y éstas si que las podemos pensar y responder con más tiempo.

Al acabar cada chat los estudiantes votan al científico-a que más les ha gustado y así se va construyendo el ranking de “científicos top”. En la segunda semana comienzan las eliminaciones y los científicos menos votados ya no optan al premio, aunque pueden seguir participando en los chats. El que al final tenga más votos recibe 500€. El ganador destinará su premio a algún proyecto de divulgación que esté interesado en crear o participar. 

Ahora que ya conocéis la mecánica, os voy a contar mi experiencia en “Somos Científicos y Científicas, sácanos de aquí”. La primera vez que participé fue en 2016 (como pasa el tiempo). Cinco científicos formamos la llamada “zona Carbono” ¿Sabéis quien fue el ganador de esa zona? Pues el creador y alma de este blog de divulgación: Oliver Díaz.

Aunque los científicos que participamos en la zona no nos conocíamos de antes, pronto se creó un ambiente estupendo. Eso facilitó que el ganador nos invitase a todos a escribir una entrada regular en su nuevo proyecto de divulgación: Ciencia Carbónica. Los que aceptamos fuimos siempre libres de elegir el tema sobre el que escribir nuestras entradas. No hay reglas, solo divulgar ciencia de manera entretenida y con textos no demasiado largos. Con el tiempo algunos de los científicos que inaguraron el blog lo han ido dejando, pero han entrado otros nuevos con perfiles de lo más interesante. Esto ha convertido a este blog en algo muy vivo, en el que se tratan temas de lo más variado. Cada jueves, entrada nueva y tema diferente. ¡No dejéis de seguirnos!

Un dato: si queréis saber quien fue el primer científico en ser eliminado en la “zona Carbono”, fui yo. Alguno tenía que ser…

Si comparo mi primera participación con la actual, la principal diferencia que encuentro es que los estudiantes no se conectan desde el colegio o el instituto, si no que lo hacen desde sus casas. Pero esto no ha afectado para nada a la participación del alumnado, de hecho me está resultando igual de intenso. Las preguntas se suceden con la misma o incluso mayor velocidad ¡y eso que esta vez somos diez científicos en “Mares para Siempre”!

Interaccionar con los estudiantes y responder a sus preguntas es para mí un reto que a veces no resulta sencillo, las preguntas se suceden: ¿Los peces tienen buena o mala memoria?, ¿Cómo están afectando a las corrientes oceánicas la subida de las temperaturas del globo?, ¿Cuál es el animal más longevo que vive en el mar?, ¿A que profundidad ha conseguido descender el hombre?, ¿Los microplásticos afectan a los peces?, ¿Qué podemos hacer para que desaparezca la sobrepesca?, ¿Te gusta tu trabajo?, ¿Los peces duermen?, ¿Afecta el confinamiento a la sobrepesca?, ¿Qué pruebas hay del cambio climático en los océanos?, ¿La COVID-19 afecta también a los animales marinos?, etc.

Intenso sí, pero también me ha servido para comprobar en directo el gran interés y la preocupación que tienen las nuevas generaciones por los océanos y los problemas medioambientales a los que nos enfrentamos. Están muy concienciados e informados de temas como el cambio climático, el calentamiento de los océanos, la contaminación, los vertidos, la extinción de las especies, la sobrepesca, etc. Esto me hace mantener la esperanza en un futuro con un uso más racional de los recursos y un mayor respeto al planeta.

Ultima hora: en esta edición tampoco me llevo el premio ¿Volveré a tener otra oportunidad? 😉

No lo olvidéis: ¡Sin ciencia no hay futuro!

Científicos, profesores, alumnos: habrá nuevas convocatorias, así que no dejéis de participar en esta iniciativa, es divertida y útil. Garantizado. Más información: https://somoscientificos.es/

¡Hasta la próxima entrada marina!

Compártelo ...Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *